En conversación con "El Líbero", el senador y ex presidente de la DC entrega sus expectativas para la Junta Nacional del partido que se realiza hoy en el ex Congreso Nacional. "Yo creo que de repente andamos como acomplejados, yo creo que la DC tiene que ejercer un liderazgo sin complejos derechistas ni izquierdistas", comenta.
Publicado el 02.04.2016
Comparte:

Mientras recorría Quintero y otras localidades durante la semana distrital, el senador y ex presidente de la DC, Ignacio Walker, hace un alto para conversar con “El Líbero” y entregar sus expectativas para la Junta Nacional del partido que se realiza hoy en el ex Congreso Nacional. En el encuentro se espera planificar el proceso municipal y ratificar el acuerdo de que la tienda lleve un candidato presidencial propio.

“Hoy hay un vacío de liderazgo en la centro izquierda. Así de claro. No quiero mencionar a nadie, pero acá hay un terreno fértil para plantear una alternativa que vaya a un gobierno más de centro, en un esquema de izquierda”, explica Walker, y agrega que, “yo creo que de repente andamos como acomplejados, yo creo que la DC tiene que ejercer un liderazgo sin complejos derechistas ni izquierdistas”.

Además, el ex presidente de la tienda, quien suena como uno de los liderazgos presidenciales de la DC,  defiende férreamente el acuerdo de candidato propio y se refiere a la opción del ex Mandatario Ricardo Lagos como carta presidencial, quien también tiene apoyos en el partido.

-¿Cuáles son sus expectativas para la Junta Nacional?

-Yo espero que la Democracia Cristiana salga férreamente unida de esta Junta Nacional para que tengamos alguna posibilidad de levantar un liderazgo que el país necesita, en la medida en que hay un vacío en la centro izquierda, y en la medida de que la gente no quiere más polarización y conflictos, y que de una vez por todas convoquemos al país a las tareas de futuro, lo que incluye, por cierto, levantar una candidatura presidencial con mucha fuerza.

-Algunos parlamentarios del partido, entre ellos el diputado Fuad Chahín, plantearon que el liderazgo de la DC es débil y que eso debiese ser abordado en la Junta. ¿Comparte esas críticas?

-Yo me imagino que lo del diputado Fuad Chahín es una autocrítica, porque el liderazgo en un partido es colectivo, así que todos somos responsables del liderazgo. Y obviamente si seguimos agrediéndonos por los medios de comunicación y seguimos descalificando a los camaradas, no lo digo por estas declaraciones de Chahín, lo digo por otras declaraciones de los últimos tres meses, estamos ciertamente en un mal pie para enfrentar las tareas de futuro. La verdad es que aquí hay que hacer un esfuerzo por creerse el cuento, por dejar atrás una actitud de brazos caídos y  tratar de ejercer un liderazgo positivo, convocante, de futuro, que pueda contagiar del entusiasmo al país.

-¿A qué otras declaraciones se refiere? ¿Al grupo que lidera Mariana Aylwin?

-Yo no personalizo en nadie, acá no hay grupos, acá hay militantes de un partido, los cuales todos son muy respetables, hay gente muy valiosa en todas partes. Y evidentemente que siempre ha habido sensibilidades internas como en cualquier partido, pero no podemos seguir agrediéndonos por la prensa y menos descalificando.

-Usted dijo que existe un vacío de liderazgo de centro izquierda. ¿A qué se refiere en concreto?

-Hoy hay un vacío de liderazgo en la centro izquierda. Así de claro. No quiero mencionar a nadie, pero acá hay un terreno fértil para plantear una alternativa que vaya a un gobierno más de centro, en un esquema de izquierda, pero más hacia el centro, donde podamos interpretar a la clase media, que sigue huérfana de representación política, a los independientes, que están completamente desencantados de la política. Y un partido como la DC está en condiciones de hacerlo, siempre que dejemos de lado nuestras descalificaciones internas y que nos propongamos ejercer un verdadero liderazgo.

-Para lograr esto, ¿cuál es la tarea de la DC?

-Bueno, nosotros tenemos un rol que cumplir, que va mucho más allá de la Nueva Mayoría. Y ciertamente, partiendo de la base de que la DC no es un partido de izquierda, acá en Chile hay once partidos de izquierda, y por lo tanto, tenemos que atrevernos a ser demócrata cristianos, ése es nuestro desafío. Saber diferenciarnos también sin complejos, cuidando de la unidad del partido, de la Nueva Mayoría, del gobierno, pero sin renunciar a lo que somos, yo creo que de repente andamos como acomplejados, yo creo que la DC tiene que ejercer un liderazgo sin complejos derechistas ni izquierdistas.

-Usted es uno de los liderazgos presidenciales del partido, pero también el ex Presidente Ricardo Lagos es una opción para la DC. ¿Cuál es su impresión de Lagos?

-Yo tengo el mayor respeto por Ricardo Lagos. Fui su ministro de Relaciones Exteriores, es un liderazgo que está plenamente vigente, pero nosotros en la DC no podemos andar vitrineando, subcontratando, externalizando nuestros propios liderazgos, hay que confiar en nuestras propias fuerzas, y eso no desmerece a nadie, lo digo con respeto por todos. La DC, tiene que, de alguna manera, considerando que es la segunda fuerza política nacional, tiene que marcar con más fuerza su liderazgo colectivo, y tiene que implementar los mecanismos para que surjan, o se potencien, se visibilicen estos liderazgos. Ya habrá un método democrático para elegir una candidatura presidencial, cualquiera sea.

-Y entre estos liderazgos también está el ministros Jorge Burgos, en su partido esperan que salga a fines de La Moneda.

-A veces nos quejamos de puro llenos. Tenemos por ejemplo, al ministro Burgos, que ha sido un gran ministro del Interior, que tiene un gran liderazgo, muy transversal y eso demuestra que aquí tenemos muchos liderazgos y alternativas. Pero si seguimos disparándonos adentro, y descalificándonos, estamos liquidados.