El ex militante de la DC cree que las amenazas de acusaciones constitucionales contra Emilio Santelices y Carmen Castillo son "una cosa de cabros chicos". El jueves, García participó en la primera reunión de la comisión presidencial de Salud y lamenta que se haya restado el Partido Socialista del encuentro.
Publicado el 12.05.2018
Comparte:

La decisión de la Contraloría de declarar ilegales los protocolos de la ley de aborto tanto del gobierno de Sebastián Piñera como de la administración anterior, significó que el Frente Amplio anunciara que intentaría acusar constitucionalmente al ministro de Salud, Emilio Santelices. Chile Vamos hizo lo propio, al señalar que su objetivo sería la ex titular de la cartera, Carmen Castillo.

“Son situaciones descalificatorias que no llegan a buen puerto”, señala el ex ministro de Salud del gobierno de Ricardo Lagos, Pedro García. En conversación con “El Líbero”, el médico y ex militante DC aborda este tema y se refiere a su participación en la comisión presidencial de Salud.

-¿Cómo se gestó la invitación que le realizó el gobierno para participar en la comisión de Salud?

-Me llamó el fin de semana el ministro Santelices para invitarme a esta actividad. Con mucho gusto participo, sobre todo si se van a tratar temas que son tan relevantes para las necesidades de las personas. El poder conversar y buscar fórmulas de acuerdo siempre es importante.

-¿Por qué decide participar? ¿Por la posibilidad de obtener resultados concretos?

-Evidentemente. En la primera reunión, en la que contamos con la presencia del Presidente Piñera, se demostró que hay una serie de temas que son más o menos unánimes, como la importancia de la atención primaria, el control de riesgo y anticipación de daños, la promoción en salud, los recursos humanos, el trabajo en equipo o la integración de la red asistencial.

-¿Cuál será su rol en la comisión?

-He sido médico clínico, he trabajado en diversos ámbitos, tanto asistenciales como académicos y de generación de políticas. Desde ese punto creo que puedo ser un aporte. La primera reunión fue una declaración de intereses y compromisos de todos los actores. Un acto de amistad cívica y de identificación de prioridades. Además, el Presidente nos pidió que para la primera quincena de junio haya un primer informe de avance y que para agosto esté el documento final.

El Presidente nos pidió que para la primera quincena de junio haya un primer informe de avance y que para agosto esté el documento final”.

Acusaciones constitucionales por ley de aborto son “una cosa de cabros chicos”

-¿Qué opina de la decisión del Partido Socialista de restarse de participar de la comisión?

-Lo encuentro penoso. No creo que sea lo adecuado y me consta que el ex ministro Álvaro Erazo quería participar. Él tiene mucho que decir desde la óptica de lo que representa. Ojalá se pueda incorporar a este grupo de trabajo.  Estuvieron todos los partidos presentes y el PS es un partido importante en Chile, no es como para que se resten.

-El Frente Amplio también decidió no participar, pero por la decisión de la Contraloría sobre el protocolo de la ley de aborto. ¿Qué opina al respecto?

-Eso es producto de la inexperiencia. Si ellos vieran cuantos reglamentos, protocolos o documentos que son puestos ante la Contraloría son devueltos para revisión, tendrían que haber salido muchísimos ministros en diversos gobiernos. No es así la cosa. Armar más pelotera por el protocolo de la ley de aborto es una pérdida de tiempo y sensibilidades un poquito exageradas.

“Por lo que he sabido, a ninguna mujer en Chile se le ha negado la atención por alguna de las tres causales”

-El Frente Amplio dijo que quiere acusar constitucionalmente al ministro Emilio Santelices por este tema, ¿considera que es un motivo suficiente?

-No se justifica una acusación constitucional, pero ellos están en libertad de presentarla si quieren. Si me pregunta a mí, creo que justamente por algo existe la Contraloría, porque si fuera todo perfecto y todo fácil de hacer, no existiría. Aquí lo que se dijo era que en vez de usarse un protocolo se tiene que usar un reglamento y que hay que velar para que se cumplan ciertas cosas que están establecidas en la ley. Por lo pronto, por lo que he sabido, a ninguna mujer en Chile se le ha negado la atención por alguna de las tres causales. Eso da cuenta de que la ley se está cumpliendo.

-Por su parte, diputados de Chile Vamos han planteado que también debería ser acusada la ex ministra Carmen Castillo, luego de que la Contraloría también anulara el protocolo del gobierno pasado…

-Por eso que es una cosa de cabros chicos. No es lo que preocupa a la gente, se pierde el tiempo y son más bien situaciones descalificatorias que no llegan a buen puerto. La gente quiere ver a sus líderes, a la gente que toma decisiones en nombre de ellos, tratando de llegar a acuerdos.

Tiendo a creer que lo que propuso el ministro Santelices no necesariamente tenía la intención de alterar la ley”.

-¿Cree que el origen de toda esta polémica sea una mala ley de aborto?

-No voy a entrar a calificar la ley porque ya fue aprobada por el Congreso. Hay cosas que a mí no me convencen, pero es ley y debe ser respetada. De repente se le pone excesivo celo a lo que está ocurriendo en el mundo privado y desconociendo las funciones del mundo público que atiende al 80% de la población chilena. Los que no creemos en el aborto tendremos que trabajar para que no haya abortos. No es bueno alterar las leyes por las vías administrativas. Tiendo a creer que lo que propuso el ministro Santelices no necesariamente tenía la intención de alterar la ley.

“Hartas similitudes en los planteamientos” de Mariana Aylwin y Soledad Alvear

-Usted dejó la DC a comienzos de enero. Tras todas las renuncias que han ocurrido en el último tiempo en el partido, ¿se ha reunido con otros ex militantes?

-Hay muchos que son amigos y nos vemos periódicamente. Lo peor que puede pasar es que en Chile pensemos que estamos en estado de guerra unos con otros.

-¿Cree que los militantes que salieron junto con Mariana Aylwin y con Soledad Alvear debieran converger en un solo grupo?

Sí, hay hartas similitudes en los planteamientos, pero cada vía tiene su afán. No hay por qué apurar las causas.