De 79 postulantes quedaron seis, que están siendo entrevistados estos días por la Alta Dirección Pública. La Presidenta Bachelet elegirá al candidato de una terna, en la que aspira a estar el actual director, que ejerce su cargo en carácter provisional y transitorio (PyT).
Publicado el 18.03.2015
Comparte:

Los fuertes cuestionamientos a la decisión del Servicio de Impuestos Internos (SII) de no presentar denuncia o querella en el denominado caso SQM (que abriría las indagatorias originadas en el caso Penta a personeros del oficialismo) llegan en un complejo momento para su director provisional y transitorio, Michel Jorratt, a quien parlamentarios de la Alianza y ahora de la Nueva Mayoría han pedido la renuncia.

Ello, porque está en la fase final el concurso de la Alta Dirección Pública que elegirá dicho cargo, proceso que se inició el 7 de diciembre pasado y  que tiene seis finalistas de los 79 que postularon al 15 de enero.

El primer corte lo hicieron la ADP y Battaglia Consultores tras la revisión de los antecedentes curriculares. Luego de un análisis psicolaboral, de atributos directivos y de referencias laborales clasificaron seis personas, que están siendo entrevistadas desde el viernes 13 de marzo.

El concurso no tiene fecha de vencimiento, pero la decisión final la tomará la Presidenta Michelle Bachelet de la terna que le presente la ADP en los próximos 15 días.

Jorratt, el hombre de Arenas en el SII

El director de Impuestos Internos dirige a 4.600 funcionarios, tiene un sueldo bruto de $8,4 millones, administra un presupuesto público de $125 mil millones y depende directamente del ministro de Hacienda, Alberto Arenas.

Y es precisamente este secretario de Estado quien nombró a Jorratt en el cargo el mismo 11 de marzo, con quien tiene un fuerte vínculo profesional y personal desde que lo contrató como asesor tributario en 2007, mientras se desempañaba como jefe de la Dirección de Presupuestos del primer gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet.

El ingeniero industrial de la Universidad de Chile llegó sorpresivamente a la Dipres luego de una larga carrera funcionaria de 16 años en el SII, entre 1991 y 2007, como integrante y jefe del Departamento de Estudios, pero renunció tras no ser promovido como subdirector por el entonces director  Ricardo Escobar, según versiones de prensa.

Las similitudes en las aptitudes de Jorrat con lo que se pide en el concurso

Michell Jorratt en comando de Michell BacheletEl concurso público pone especial énfasis en que el nuevo director cumpla con uno de los objetivos estratégicos del cargo: “Implementar la reforma tributaria de acuerdo a lo que determine la ley, cuidando que todos sus aspectos sean ejecutados con la oportunidad y la eficacia requerida”.

Es una exigencia que favorece directamente a Jorratt, porque él fue uno de los principales ideólogos de dicha reforma tributaria, gracias a dos estudios suyos, titulados “La tributación directa en Chile: equidad y desafíos”, y “Equidad tributaria en Chile, un nuevo modelo para evaluar alternativas de reforma”.

Además, participó en el comando de la candidata Bachelet en 2013 precisamente redactando los contenidos de dicha reforma, que fue aprobada el año pasado en el Congreso, aumenta los impuestos en 27% y crea dos sistemas paralelos de tributación, que ha sido muy cuestionado por gremios empresariales y especialistas, debido a su dificultad de implementación.

Otra de las requisitos planteados es que el director lidere la modernización de Impuestos Internos, que “implica un aumento de su dotación en aproximadamente 700 funcionarios”, para reducir la evasión tributaria a un 0,5% del Producto Interno Bruto. Modernización que es una de las agendas que ha impulsado Jorratt desde que asumió la dirección provisional y transitoria en marzo de 2014, y que resaltó en una entrevista al diario Estrategia justo un mes antes de que se abriera  el concurso, al señalar: “Esperamos aumentar en 680 funcionarios en dos años, es decir, un 12,8%”.

FOTO:MARIBEL FORNEROD/AGENCIA UNO