Este miércoles 6 de abril se presenta el libro "Jaime Guzmán. Ideas y Política 1946-1973, Corporativismo, Gremialismo, Anticomunismo", de José Manuel Castro. El autor afirma que la carta abierta de la periodista Rosario Guzmán publicada en La Tercera entrega un versión distinta a la que escribió en "Mi hermano Jaime" (1991).
Publicado el 04.04.2016
Comparte:

El pasado viernes 1 de abril se conmemoraron 25 años del asesinato del fundador de la UDI, Jaime Guzmán. Como es tradición, el partido realizó la romería en honor a Guzmán en el Cementerio General, la que fue encabezada por el presidente de la tienda, Hernán Larraín, y donde asistieron dirigentes y personeros del partido.

9y-Z4uDE_400x400En este contexto se lanzará este miércoles el último libro sobre el ex senador, denominado “Jaime Guzmán. Ideas y Política 1946-1973, Corporativismo, gremialismo, anticomunismo”, de José Manuel Castro, historiador de la Universidad Católica y actual investigador del Instituto de Historia y del CEUSS de la Universidad San Sebastián (en la foto).

El libro será presentado a las 12:45 horas en la Casa Central de la Universidad Católica y los comentarios estarán a cargo del historiador y profesor del Instituto de Historia de la misma casa de estudios, Joaquín Fermandois, y del Decano de la Facultad de Derecho UC, Carlos Frontaura.

El lanzamiento de este libro se da también en paralelo a la publicación de una carta de la hermana del fundador de la UDI, la periodista Rosario Guzmán, quien el pasado 27 de marzo escribió en La Tercera “Carta abierta a mi hermano Jaime”. En la misiva, ella recuerda hechos concretos del asesinato de su hermano e incluso dedica varias líneas para referirse a la actitud y al papel que jugó el general Augusto Pinochet el día de la muerte del fundador de la UDI. 

Rosario Guzmán escribió que “cuando te balearon te condujeron al Hospital Militar y muchos se preguntaron ¿por qué no al hospital de la PUC, que era tu segunda casa?… Al salir Pinochet del quirófano donde te ingresaron se dirigió hacia mí (ya que nuestra madre no estaba en Chile) para decirme que los médicos no habían podido salvarte la vida, mientras su expresión de alivio hacía imposible ocultar su contento…”.

Consultado el autor del nuevo libro sobre el senador Guzmán respecto de ese episodio, afirma a “El Líbero” que la periodista “se contradice con otras declaraciones públicas que había expresado con anterioridad”. Castro, explica que se refiere específicamente al libro de Rosario Guzmán llamado “Mi hermano Jaime” publicado en 1991.

“En Mi hermano Jaime (1991) Rosario Guzmán agradecía la ‘actitud en extremo afectuosa del General Pinochet’ la noche del asesinato de Jaime Guzmán, cuando se encontraron en el Hospital Militar. En cambio, en la ‘carta abierta a mi hermano Jaime’, Rosario Guzmán apunta que ‘su expresión de alivio hacía imposible ocultar su contento’. Algo curioso pasó en este tiempo, pero por otro lado demuestra que sobre Jaime Guzmán hay mucho por escribir y estudiar, en especial para la disciplina de la historia”, explica Castro. 

La estructura y contenido del libro

El texto de 287 páginas y al cual tuvo acceso “El Líbero”, aborda las principales ideas políticas de Guzmán en el contexto de la historia política chilena reciente. De esta manera, explica que desde su infancia y hasta 1973 explora la formación y desarrollo de pensamiento del fundador de la UDI. Es la primera publicación de una obra que revisa una etapa importante en la consolidación de su ideario político, que iba acompañado por un diagnóstico sobre la crisis ideológica y política que vivía Chile en los años 60.

La publicación, que fue resultado de una investigación de magíster del autor, tuvo como objetivo explicar las ideas de Guzmán, desde un corporativismo católico vinculado a la España de Franco y al líder falangista José Antonio Primo de Rivera, hacia fórmulas propias de la democracia, que en su caso fundamentaban su legitimidad en las ideas del gremialismo.

El libro se estructura en cinco capítulos: Capítulo I Corporativismo (1946-1962); Capítulo II Tradición, Familia y Propiedad; Capítulo III Gremialismo; Capítulo IV Alessandrismo (1969-1970); y Capítulo V Gremialismo anticomunista.

En el primer capítulo, da a conocer en profundidad la adhesión de Guzmán al corporativismo católico propuesto por Pío XI. El segundo, explica la relación entre el fundador de la UDI y una organización brasilera llamada Tradición, Familia y Propiedad, y su participación en la revista Fiducia, donde quedó plasmado el desarrollo de sus ideas políticas juveniles.

El tercer capítulo explora en la formación del gremialismo universitario, que en ese momento se asentaba en tres conceptos principales, autonomía de las organizaciones intermedias, subsidariedad del Estado y despolitización de la Universidad.  El cuarto, aborda la participación de Guzmán en la campaña presidencial de 1970, donde en ese momento era presidente de la Juventud Alessandrinista. Finalmente, en el último capítulo, se da a conocer el despliegue del ideario del fundador de la UDI en la formación de un frente gremial opositor a la Unidad Popular.

En la introducción el autor explica que la investigación se aboca fundamentalmente a la compresión de las ideas políticas de Guzmán en su formulación y en el marco de una “praxis política” (ver introducción completa al final de la nota).

“No se trata, por tanto, de un estudio enmarcado en el terreno de la teoría política, sino que, por el contrario, intenta asentar un diálogo entre la historia de las ideas políticas y la filosofía política que permita comprender la enunciación de los conceptos de acuerdo con su propia historicidad“, dice la introducción.

Luego, plantea que “nuestra investigación tiene como objetivo dilucidar el recorrido de las ideas políticas de Jaime Guzmán, enunciadas desde una temprana juventud en que hizo manifiesta su adhesión al corporativismo católico, hasta la expresión de nuevas fórmulas de legitimidad política fundamentadas en una nueva idea de democracia y una nueva noción de Estado, las que tuvieron expresión formal en la Constitución de 1980″. 

Además, explica que, “la comprensión de las ideas políticas de Jaime Guzmán necesariamente debe considerar el contexto eminentemente político en el que fueron expuestas. Como se ha dicho en otras ocasiones, Jaime Guzmán no era un intelectual sino un político que fundaba su acción en “valores y conceptos de raigambre intelectual”. Conocía los principios de filosofía política propuestos por el catolicismo, pero su singularidad consistía en haber articulado esos conceptos en un permanente contacto con la praxis política”.

Introducción libro Jaime Guzmán