Macarena Lobos ha construido amplias redes en la Nueva Mayoría y también es conocida por parlamentarios de la Alianza. Esta semana el Ejecutivo podría proponerla oficialmente al Senado.
Publicado el 18.08.2015
Comparte:

Durante los próximos días la senadora independiente Lily Pérez (Amplitud) se reunirá con el ministro del Interior, Jorge Burgos, en La Moneda. El motivo del encuentro es abordar la elección del futuro reemplazante de Ramiro Mendoza en la Contraloría, quien dejó el cargo en abril. La senadora pedirá que Burgos le explique las razones del Ejecutivo para promover a Macarena Lobos, coordinadora legislativa del ministerio de Hacienda, quien sería propuesta durante esta semana, según confirman fuentes del oficialismo a “El Líbero”.

macarena lovos haciendaFue a fines de abril en que el nombre de Macarena Lobos comenzó a sonar entre las bancadas de los partidos de la Nueva Mayoría. Lobos -quien es abogada de la Universidad de Chile y con un doctorado en Derecho del Trabajo en la Universidad Complutense de Madrid– es considerada como una de las asesoras más poderosas e influyentes de Hacienda. En ese momento, el titular de la cartera era todavía Alberto Arenas, con quien mantiene hasta el día de hoy una relación de absoluta confianza, comentan en la Nueva Mayoría.

Lobos era considerada como una de las candidatas fuertes que promovía el gobierno, por su condición de mujer, factor que para el Ejecutivo ha sido clave a la hora de buscar al reemplazante de Mendoza, por su amplio conocimiento del sector público y por las redes que tiene en el oficialismo. Hace un par de semanas su nombre había perdido apoyo, principalmente en la oposición. Esto, debido a su marcada identificación con Arenas. De esta manera, el gobierno propuso entonces a otra carta femenina: María Eugenia Manaud, quien se desempeña como abogada consejera del CDE desde 1995, pero no generó consenso. El  rechazo de la Alianza y de los independientes sobre la alternativa de Manaud -a mediados de julio- se debió principalmente a sus redes en el “bacheletismo”.

Ante este escenario, es que hace un par de semanas resurgió el nombre de Lobos como la candidata del Ejecutivo. Senadores de la Nueva Mayoría, explican que en el último tiempo el gobierno ha enviado claras señales de que ella sería propuesta oficialmente en estos días, después de intensas gestiones de Burgos y los senadores de la oposición, las que se intensificarán en las próximas horas.

De hecho, ayer durante el almuerzo tradicional de los lunes entre el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, y los parlamentarios del oficialismo de las comisiones de Hacienda y Economía de la Cámara y el Senado, se abordó el tema. “Macarena Lobos, ¿la contralora?”, comentan diputados cuando “El Líbero” les consulta por la asesora de Hacienda, y agregan que “en la dirección de Lobos va la cosa”.

Su paso clave por la Dipres, donde inició su cercana relación con Arenas, y la creciente influencia en Hacienda

Fue en febrero de 2014,  en que Alberto Arenas inició la conformación de su equipo en el ministerio de Hacienda. En el oficialismo señalan que su círculo de confianza en esa cartera, estaba compuesto por ex funcionarios de la Dirección de Presupuestos (Dipres), de la que fue director entre 2006 y 2010 y donde estableció sus principales redes. De esta manera, reclutó a Macarena Lobos -quien se había desempeñado como asesora de la Dipres durante esos años -y la nombró coordinadora legislativa de Hacienda.

Fue en la Dipres donde inició una relación de absoluta confianza con Arenas. Lobos era parte del equipo de la Subdirección de Racionalización y Función Pública, equipo que tiene a su cargo la negociación con los diferentes gremios del sector público, principalmente en lo que se refiere a políticas institucionales. Fue en esos años en que comenzó a generar sus primeros puentes con el sector sindical, lo que le ha sido de gran ayuda para la tramitación de las reformas tributaria y laboral.

En el oficialismo afirman que su paso por la Dipres fue “clave” para llegar a poseer el nivel de influencia que ha demostrado hoy en Hacienda y para mantener una estrecha relación con Arenas. “Es una de las voces con más poder en Hacienda, maneja niveles muy altos de información de la cartera, muy parecidos a los que maneja un ministro”, dicen en el oficialismo.

Sin embargo, sus vínculos con el sector público se remontan a 1998 durante el gobierno del ex Presidente Eduardo Frei Ruiz -Tagle. En ese año ingresó al equipo de asesores jurídicos del ministerio del Trabajo, del cual era ministro Jorge Arrate. En ese cargo se mantuvo hasta 2005.

Su perfil “técnico  y negociador”  y la transversalidad de sus redes políticas

Tras su paso por la Dipres, durante el gobierno del ex Presidente Sebastián Piñera, Lobos se desempeñó como Secretaria Ejecutiva del Programa Legislativo de Cieplan hasta 2014,  además de ser una de las “asesoras clave” para los parlamentarios del oficialismo como de los senadores Ignacio Walker (DC),  Ricardo Lagos Weber (PPD) y del ex senador, Camilo Escalona (PS). De hecho, participó de manera activa en las discusiones de Presupuesto.

“Macarena Lobos es muy valorada dentro de la Nueva Mayoría por su capacidad técnica, todos la recuerdan por el trabajo legislativo que realizó cuando éramos oposición”, dicen desde el PPD.

En la Nueva Mayoría coinciden que el mayor talento de Lobos es saber combinar sus conocimientos y habilidades técnicas con un fuerte manejo político, cuestión que habría aprendido durante su paso por la Dipres y Cieplan. De esta manera, afirman que fue esta característica la que le permitió sacar adelante la reforma tributaria, donde tuvo un “rol determinante”, según dicen desde el PPD.

“He trabajado con Macarena Lobos durante quince años, es trabajadora, seria, sabe escuchar las diferentes visiones y es muy aterrizada y ha sido clave como asesora de nuestro sector. Sería una muy buena opción para la Contraloría”, dice a “El Líbero”, el diputado DC e integrante de la comisión de Hacienda, Pablo Lorenzini.

En su entorno afirman que, a pesar de que Lobos no milita en ningún partido, sí se identifica con la Nueva Mayoría. Sin embargo, mantiene buenas relaciones al interior de la Alianza, sobre todo con los parlamentarios de las comisiones de Hacienda de la Cámara y el Senado, como el diputado de la UDI Patricio Melero, lo que podría generar el consenso para su aprobación. Desde la oposición destacan su trayectoria y capacidad, pero aclaran que su cercanía con Arenas es un inconveniente.

 

FOTO: AGENCIA UNO